El cuarto de baño, ¿zona de peligro? No, si nos aseguramos de equiparlo con productos adaptados a los niños y a las personas mayores, que son los más vulnerables.

En el cuarto de baño podemos resbalarnos porque tenemos los pies mojados o quemarnos con el agua caliente. El riesgo es mayor en el caso de un niño o de una persona mayor ya que tienen la piel más fina y sensible. Pero podemos evitar o disminuir estos peligros si elegimos los productos adecuados.

Accesorios que mejoran la seguidad en el bañoEN LAS ZONAS DE AGUA

Para los niños es aconsejable disponer de un peldaño bien estable, que le permita tener la grifería y el lavabo a su alcance. La grifería de lavabo, preferiblemente con mezclador, debe permitir una regulación fácil del caudal, pero sobre todo de la temperatura. Esto no sucede así cuando no cuenta con la calidad deseable: el cartucho es de cerámica, está mal lubricado, estropea los reglajes, etc.  haciendo que el agua salga sistemáticamente demasiado caliente o demasiado fría.

Si en la zona de agua tenemos un mueble bajo lavabo, cuidado con los productos peligrosos (medicamentos, detergentes, tijeras…) que almacenamos en su interior, ya que estarán al alcance de los más pequeños.

 

EN LA DUCHA

Espacio de ducha para una máxima seguridad en el baño

¡Zona resbaladiza! Se pueden prevenir los resbalones eligiendo un suelo de ducha con baldosas (cuantas más juntas hay, menos deslizante) o puedes optar por elegir un plato de ducha antideslizante. Los platos de ducha se clasifican en PN12 o clase A (medianamente deslizante) a PN21 o clase C (muy antideslizantes). El PN18 y la clase B se situarían en un punto medio. Es una característica que los fabricantes indican habitualmente.

Pero en la ducha, no sólo debemos prestar atención a los resbalones, sino que también pueden ser frecuentes las quemaduras. Aunque la temperatura no sea excesivamente elevada cuando sale del calentador, podría producir quemaduras en la piel, al igual que la propia grifería. Por lo tanto, es importante elegir un grifo termostático, ya que en este caso, un niño no podrá regularlo y elevar la temperatura por encima de 38ºC. Además, es recomendable una grifería que mantenga en cuerpo frio o tibio, incluso si el agua que circula por el interior tiene una temperatura elevada.

Si contamos con un espacio de ducha suficientemente grande, podemos colocar un asiento plegable o incluso de obra. Otro tipo de accesorio interesante, pueden ser los pasamanos, formados por barras adaptadas especificamente, que mejorarán la seguridad de toda la familia.

EN LA BAÑERA

Bañera con peldaño de acceso para una mayor seguridadPara la bañera, también es recomendable  un grifo monomando baño-ducha termostático de cuerpo frio, para evitar cualquier riesgo de quemaduras. Para facilitar el acceso a la bañera, podemos optar por un modelo con puerta o bien colocar un peldaño. Algunas bañeras están provistas de asas, que ayudan a incoporarse. Si no es el caso, se recomienda instalar un accesorio de agarre en la pared a nivel central de la bañera y a una altura adecuada que nos facilite la entrada o la salida.

 

 

CONSEJOS Y PEQUEÑOS TRUCOS PARA CONSEGUIR UNA MAYOR SEGURIDAD EN EL CUARTO DE BAÑO:

Consejos para conseguir una mayor seguridad en el cuarto de baño

  • Tenga siempre un asiento en el cuarto de baño: una banqueta o un taburete que le permita sentarse para desvestirse, pero también para vigilar cómodamente a un niño que se está bañando.
  • Apueste por un diseño fluido en el cuarto de baño. Evite las aristas vivas, una alfombra de baño que resbala, etc.
  • Elija un suelo antideslizante.
  • Evite hacer movimientos complicados o arriesgados, colocando toallas y albornoces al alcance de la mano a la hora de salir de la ducha o de la bañera.
SUBIR